El Centro Nacional Autónomo de Cinematografía con el programa “Venezuela en Corto” presenta dos nuevos cortometrajes venezolanos en salas de cine del país

“Musawat: Inclusión en los campamentos Saharuis” y “Sabana” son los cortometrajes proyectados mediante el programa de distribución, exhibición y promoción de cortometrajes nacionales en la salas de cine comerciales a nivel nacional, denominado “Venezuela en Corto”, que impulsa el Centro Nacional Autónomo de Cinematografía (CNAC).

Venezuela en Corto

El primer cortometraje que ya se exhibe es “Musawat: Inclusión en los campamentos Saharauis”, dirigido por Darwin Dikó Cañas, que muestra la vida de unos jóvenes con discapacidad en el Centro de Educación Especial de Smara, ubicado en la República Árabe Saharahui, en el Sahara.

El cortometraje muestra la experiencia que tuvo el director al visitar este lugar, y los programas realizados por el centro educativo para incluir a estas personas en la sociedad, debido a eso su nombre “Musawat” que traducido al español significa igualdad.

Cabe destacar que esta obra fue producida por Adiwa Films y la Asociación Venezolana de Solidaridad con el Sahara (ASOVESSA), y ha obtenido numerosos premios a nivel nacional e internacional. Los premios más recientes fueron el de Mejor Opera Prima y Mejor Fotografía en la XIV edición del Festival Internacional de Documentales “Santiago Álvarez In Memoriam” año 2015, y segundo premio en la XII edición del Festival Internacional de Cine del Sahara (FISAHARA) 2015.

“Musawat” refleja las consecuencias de las luchas de resistencia por la autodeterminación como pueblo Saharaui. Dikó contrasta la situación de pobreza y condiciones precarias, con la sencillez de una población de buena voluntad, que implora por la igualdad, la inclusión y el respeto para todos.

El segundo cortometraje que se proyecta en las salas de cine en Venezuela es “Sabana”, obra de animación de María Virginia Rosales y Vicenzo Imbimbo.

Con animación “2D” (2 Dimensiones) y mucha creatividad, la obra cinematográfica muestra la belleza de la llanura venezolana al recrear la historia de un niño que emprende un viaje dentro de su propia imaginación al escuchar la melodía de una tonada mágica del maestro Simón Díaz.

La idea original de este corto es de María Virginia Rosales, quien expresó que las tonadas del compositor venezolano siempre la han inspirado, “el reto era volver gráfico lo que me transmitía la tonada del tío Simón, lo cual no era tarea fácil, así que decidí proponer la idea a Vicenzo (Imbimbo) que es excelente diseñador. Él accedió y así creamos un guion, una historia que transmitiera esa magia de la tonada”.

“Sabana” fue realizado como trabajo especial de grado de Rosales e Imbimbo para optar por el título de Licenciados en Arte, mención Diseño Gráfico en la Universidad Arturo Michelena de Valencia, en el estado Carabobo.

“La técnica utilizada para esta animación fue la rotoscopia, que consiste en animar escenas reales, las tomas se descomponen en imágenes y luego se ilustran” añadió la realizadora.

En cuanto a la difusión de “Sabana” en las salas donde se proyecta el programa “Venezuela en Corto”, comentó que lo ve como una excelente iniciativa, “esas cosas solo pasan en Venezuela, que nos puedan dar la oportunidad de mostrar nuestro trabajo a nivel nacional, es emocionante saber que “Sabana” será visto por muchas personas”.

A través de las redes sociales del programa, en Facebook “Venezuela en Corto” y Twitter e Instagram @venezuelancorto, así como por las redes del Centro Nacional Autónomo de Cinematografía, Facebook: Centro de Cinematografía CNAC, Twitter e Instagram: @cnac_en_linea podrán seguir y comentar sobre ambos cortometrajes con las etiquetas #Musawat y #Sabana.

Venezuela en Corto

Texto: Jerick Hidalgo
Fotografías: Cortesía/Venezuela en corto